Los primeros días del bebe


La primera etapa de crecimiento de un infante, es quizás la que requiere de mayores cuidados. Su llegada a casa es motivo de regocijo para todos, pero desde el preciso momento que se lleva por primera vez al niño recién nacido la vida de todo el entorno familiar cambia. Para empezar hay que poner mucha atención en que cada ambiente esté perfectamente limpio, pues sistema respiratorio está más propenso a desarrollar padecimientos asociados a las alergias, tos e incluso asma, como consecuencia del polvo y los olores fuerte. La manera de asear su ropa también debe ser tomada con precaución, se recomienda hacerlo con productos de olores y pH neutro e hipoalargénicos.
Alimentación
Está comprobado científicamente que la leche materna es el alimento universal, más eficiente para protegerlos de enfermedades, ayuda a su óptimo desarrollo aumentando sus defensas lo cual le ayuda a prevenir virus, además de ser de fácil digestión, evitando problemas asociados a gases y estreñimiento. Las madres deben poner cuidado a la hora de alimentar a sus bebes, tomando en consideración medidas de higiene, lavándose las manos y pezones antes de amamantar. Es indispensable luego de la práctica, darle ligeros golpecitos en la espalda para evitarles cólicos.
Lastimosamente, en algunos casos, existen madres que por una circunstancia u otra no pueden darles pecho a sus bebés. En ese caso se recomienda que la formula láctea que servirá de sustento sea avalada por un pediatra y que sea acorde a la edad y en dosis conformes a los requerimientos del infante. La higiene de los teteros o biberones es fundamental, los mismos deben ser constantemente esterilizados y preparados bajo estrictas medidas de salubridad y siempre con agua hervida.
Aseo personal
La piel de los bebés es muy delicada, por lo que requiere de cuidados especiales, los jabones a utilizar deben ser aquellos elaborados especialmente para ellos. En cuanto al agua, esta tiene que ser potable y a temperatura ambiente (aunque muchos optan por tibiarla artificialmente o poniéndola al sol). Los baños deben hacerse lejos de las corrientes de aire, con la finalidad de evitar resfriados, descartando largos periodos de tiempo.
Vitaminas y otros complementos
El pediatra será el encargado de determinar las vitaminas que se le deben suministrar, por lo regular se trata de ácido fólico y vitamina C. Las dosis deben hacerse cumpliendo estrictamente las indicaciones médicas. El resto de los alimentos serán incorporados paulatinamente, a medida que el bebé crece.

Facebook Comments

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*